Comunicado
1° medio , Lira , Poesía / 12 junio, 2017

por Rodrigo Lira A la Gente Pobre se le comunica Que hay Cebollas para Ella en la Municipalidad de Santiago. Las Cebollas se ven asomadas a unas ventanas Desde el patio de la I. Municipalidad de Santiago. Tras las ventanas del tercer piso se divisan Unas guaguas en sus cunas y por las que están un poco más abajo Se ve algo de las Cebollas para la Gente Pobre. Para verlas hay que llegar a un patio Al patio con dos Árboles bien verdes Después de pasar por el lado de una como jaula Con una caja que sube y baja Después de atravesar una sala grande con piso de baldosas Y con tejado de vidrio Con unas señoritas detrás de unos como mostradores Después de subir unas escaleras bien anchas Después de pasar unas puertas grandes En la esquina de una plaza que se llama “de Armas”, en la esquina del lado izquierdo De una estatua de un señor a caballo, de metal, Con la espada apernada al caballo Para que no se la roben y hagan daño. Ahí, debajo de las ventanas con las guaguas, Están las Cebollas. No sé si pNo sé si podrá conseguir Unas poquitas….

La máscara del hambre
1° medio , Huinao , Poesía / 12 junio, 2017

por Graciela Huinao Mi cuerpo no se acostumbra a este conviviente que golpea hoy mi cuerpo y mañana abre la puerta de mi casa ultraja en mi mesa la última dignidad que poseía. Yo te denuncio porque de cerca te conozco tienes la cara desgarrante de la tristeza. Fue el peor enemigo que llegó a mi pueblo y nos robaron las armas al defendernos. Arrancamos perseguidos por una fiera nos dio alcance en el sur y con sus colmillos nos trituró la pobreza. Hoy en mi pueblo el hambre es rebeldía y la poesía una máscara donde oculto el verso amargo alimento de este canto y en la boca de mi pueblo la tortura de cada día.

Dinero
1° medio , Bertoni , Poesía / 12 junio, 2017

por Claudio Bertoni si lo pienso todo el tiempo lo que más quiero es dinero quiero libros y los libros cuestan dinero quiero compactos y los compactos cuestan dinero quiero una casa para vivir contigo y una casa cuesta dinero quiero un taller para mis esculturas y un taller cuesta dinero quiero un impermeable y un impermeable cuesta dinero quiero un auto para sacarte a pasear y un auto cuesta dinero quiero que vayas a la Universidad y la Universidad cuesta dinero quiero que comas bien y la comida cuesta dinero quiero que viajes a Tánger y viajar cuesta dinero te quiero a ti y tú quieres dinero. ¿Qué más puedo querer si no es dinero ¡eres una endomorfa!

Monólogo de un padre con su hijo de meses
1° medio , Lihn , Poesía / 12 junio, 2017

por Enrique Lihn Nada se pierde con vivir, ensaya: aquí tienes un cuerpo a tu medida Lo hemos hecho en sombra por amor a las artes de la carne pero también en serio pensando en tu visita como en un nuevo juego gozoso y doloroso; por amor a la vida, por temor a la muerte y a la vida, por amor a la muerte para ti o para nadie. Eres tu cuerpo, tómalo, haznos ver que te gusta como a nosotros este doble regalo que te hemos hecho y que nos hemos hecho. Cierto, tan sólo un poco del vergonzante barro original, la angustia y el placer en un grito de impotencia. Ni de lejos un pájaro que se abre en la belleza del huevo, a plena luz, ligero y jubiloso, sólo un hombre: la fiera vieja del nacimiento, vencida por las moscas, babeante y rebosante. Pero vive y verás el monstruo que eres con benevolencia abrir un ojo y otro así de grandes, encasquetarse el cielo, mirarlo todo como por adentro, preguntarle a las cosas por sus nombres reír con lo que ríe, llorar con lo que llora, tiranizar a gatos y conejos. Nada se pierde con vivir, tenemos…

Hombre pequeñito
1° medio , Poesía , Storni / 12 junio, 2017

por Alfonsina Storni Hombre pequeñito, hombre pequeñito, Suelta a tu canario que quiere volar… Yo soy el canario, hombre pequeñito, déjame saltar. Estuve en tu jaula, hombre pequeñito, hombre pequeñito que jaula me das. Digo pequeñito porque no me entiendes, ni me entenderás. Tampoco te entiendo, pero mientras tanto ábreme la jaula que quiero escapar; hombre pequeñito, te amé media hora, no me pidas más.

Tú me quieres blanca
1° medio , Poesía , Storni / 12 junio, 2017

por Alfonsina Storni Tú me quieres alba, me quieres de espumas, me quieres de nácar. Que sea azucena Ssbre todas, casta. De perfume tenue. Corola cerrada . Ni un rayo de luna filtrado me haya. Ni una margarita se diga mi hermana. Tú me quieres nívea, tú me quieres blanca, tú me quieres alba. Tú que hubiste todas las copas a mano, de frutos y mieles los labios morados. Tú que en el banquete cubierto de pámpanos dejaste las carnes festejando a Baco. Tú que en los jardines negros del Engaño vestido de rojo corriste al Estrago. Tú que el esqueleto conservas intacto no sé todavía por cuáles milagros, me pretendes blanca (Dios te lo perdone), me pretendes casta (Dios te lo perdone), ¡me pretendes alba! Huye hacia los bosques, vete a la montaña; límpiate la boca; vive en las cabañas; toca con las manos la tierra mojada; alimenta el cuerpo con raíz amarga; bebe de las rocas; duerme sobre escarcha; renueva tejidos con salitre y agua: Habla con los pájaros y lévate al alba. Y cuando las carnes te sean tornadas, y cuando hayas puesto en ellas el alma que por las alcobas se quedó enredada, entonces, buen hombre,…